Ganar dinero por internet con tutoriales gratuitos

Ítems básicos de Branding para promover tu marca personal como escritor freelance

Los escritores freelance necesitamos construir nuestra propia marca personal si queremos comenzar realmente a ver resultados en términos de propuestas de trabajo y si esperamos que nos paguen teniendo en cuenta nuestra experiencia y la calidad de nuestra escritura.

No importa, en este caso, si eres un periodista, un copywriter, editor o escribes ficciones, porque tú y tu producto representan una marca –tu propia marca.

En este momento, puedo decirte la marca de mis zapatillas deportivas favoritas, de las gafas de sol que mejor me sientan y del ordenador con que amo trabajar… Y estoy segura de que podrías reconocerlas si las nombro. ¿A qué voy con esto? Hay ciertos productos o servicios que tienen valor, significado y relevancia para nosotros, nuestras necesidades y nuestras vidas, en general. Por eso, cuando los clientes sienten que han encontrado eso, la unicidad y particularidad, en el producto que le entregas, volverán una y otra vez a solicitar tu trabajo. Para lograr ese nivel de “fidelización” de tus clientes, debes ser tú, siempre, escribas lo que escribas.

La escritura no es lo único

2 valores para fundar tu marca personal

Hay dos valores esenciales que todo aquel que desee crear su marca personal debe desarrollar. Uno es la introspección y otro la perseverancia.

Estos dos valores son las dos partes más duras de constituir una marca personal porque más allá de ser el escritor, tú debes ser tu asesor, tu manager, tu director creativo y community manager. Todos tus textos son como ladrillos, que sin cemento, cal y arena no hacen la pared; y sin revestimiento no resultan atractivos. Es una cruda verdad, lo sé, pero alguien tenía que decirlo.

Trabajando en ti mismo 

Necesitas ser introspectivo, ya que nadie como tú podrá ver cuáles son tus fortalezas y debilidades para dirigir la estrategia de marketing que guíe tu marca personal. De todos modos, evita quedar como una persona arrogante, porque reconocer y destacar lo que haces bien no es convertirte en un gurú que se recomienda a si mismo todo el tiempo.

Otra gran alerta es que no precisas ser tu marca todo el tiempo. Pareciera que por momentos, quienes hablan sobre branding tienen una idea un tanto extrema al decir que “vivas tu marca”. Sí, está bien, debes ser tan transparente como para que no sea algo costoso “demostrar” quién eres para vender tu trabajo, pero no puedes vivir trabajando ni deberías convertir el resto de tu vida en la promoción contante de lo que haces. Ten cuidado, o pasarás de ser un escritor a ser una marquesina ambulante.

¿A qué me refiero con esto? Tu presencia en las redes sociales. Si bien debes cuidar tu reputación online y las redes sociales son una potente herramienta de difusión, no debes contestar como marca cuando te hacen una pregunta, ni puedes mostrar solo tu aspecto laboral ya que estarías perdiendo un gran factor de diferenciación de tu marca: tú mismo.

¿Tienes una marca personal como freelance? ¿Por qué o por qué no? Comparte tus pensamientos acerca del personal branding dejando un comentario.

Autora: Laura Engelbrecht